Skip to content
técnico actividades dirigidas

Explicábamos en un artículo anterior el decálogo que todo técnico en actividades dirigidas debe intentar seguir. Queremos ahondar un poco más, pero para analizar la evolución de las actividades dirigidas, vale la pena repasar los orígenes del “Aeróbic”.

El origen del concepto de aeróbic debemos buscarlo en el fitness. Este fenómeno social surgió en los Estados Unidos en los años setenta, y nació defendiendo un estilo de vida saludable que puede conseguirse con la mejora de la condición física, una alimentación equilibrada y a la práctica diaria de actividades saludables.

Las actividades aeróbicas, y concretamente el aeróbic como actividad dirigida con música, se constituyó como una vía para mejorar la salud cardiovascular.

Como es sabido, Kenneth Cooper, médico y coronel de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, fue el primero que defendió y promocionó este tipo de actividad allá por 1968. A través de su libro “Aerobic”, Cooper predicaba al gran público las excelencias del ejercicio aeróbico.

El autor del libro defendía la práctica del ejercicio físico de baja o media intensidad que se puede realizar durante un periodo de tiempo prolongado, con el objetivo de mejorar la resistencia cardiovascular.

A partir de ese momento, la evolución del aeróbic en Estados Unidos fue la siguiente:

1969 Jackie Sorensen trabaja con Cooper creando la danza aeróbica como método de entrenamiento dirigido a las mujeres de los militares. Aparece una modalidad parecida al aerobic, la “danza jazz” que constituye la base sobre la cual se funda el “Jazz exercise”, que llegó a ser practicada por más de 400.000 personas en todo el mundo. Esta nueva técnica, que utiliza movimientos típicos de la danza jazz,  se realiza con música y de forma continuada, para cumplir con los requisitos del entrenamiento aeróbico.

1970 Se funda en New Jersey el primer estudio donde se ofrecen clases de aeróbic al público en general.

1979 Cincuenta mil personas practican aeróbic de forma regular en Estados Unidos y 3 años después la cifra aumenta a 160.000.

1980 El aeróbic llega a Europa y 2 años más tarde se introduce en España.

1984 Jane Fonda lanza su primer video de aerobic al mercado, convirtiéndose en el más vendido de todos los tiempos.

1985 Más de 45 millones de personas practican aeróbic en el mundo.

1988 El aeróbic pasa a ser el tercer deporte más practicado en Estados Unidos.

En la actualidad, el número de alumnos que practican actividades dirigidas se ha mantenido e incluso ha aumentado, de la misma manera que han aumentado y diversificado las modalidades de las sesiones. Ahora encontramos actividades cardiovasculares, de fuerza, cuerpo–mente, etc…

Es importante ofrecer actividades dirigidas de distintas tipologías, para poder llegar a todos los clientes y poder satisfacer diferentes tipos de objetivos. Eso implica que el técnico de actividades dirigidas deba tener unos amplios conocimientos técnicos que le permitan impartir distintas tipologías de sesiones con la máxima calidad.

El reto número 1 del instructor a la hora de impartir actividades dirigidas es ofrecer a sus alumnos una experiencia motivadora y gratificante.

Hay 2 elementos fundamentales a tener en cuenta:

  • La ciencia: Los conocimientos teóricos del contenido de la clase.
  • El arte: La capacidad práctica de dirigir al grupo y ofrecer los contenidos de modo divertido, cercano y motivante, con el objetivo de conseguir un ambiente inclusivo en el que todo el mundo se sienta parte del equipo.

New call-to-action

Para ello el técnico de actividades dirigidas debe tener diferentes aptitudes:

LÍDER

MOTIVADOR

EDUCADOR

ANIMADOR

Como LÍDER, el técnico deberá:

  • Imponer el tono, creando un ambiente de aprendizaje positivo y no intimidatorio.
  • Proponer objetivos y expectativas, y contribuir a que los clientes las consigan.
  • Estar focalizado en el entrenamiento.
  • Mantener el control del grupo sin ser dominante.
  • Ser un modelo positivo.

Como MOTIVADOR, el técnico deberá:

  • Hacer partícipes a los usuarios y valorar las metas que vayan consiguiendo.
  • Crear oportunidad para crear comunidad.
  • Realizar una labor de positivo, corregir y confirmar con un feedback positivo.
  • Ayudar a visualizar el resultado conseguido.
  • Motivar la participación y la interacción.

Como EDUCADOR, el técnico deberá:

  • Conocer bien el contenido y los ejercicios que enseña.
  • Ser claro y conciso.
  • Tener recursos comunicativos variados.
  • Ser conocedor de la experiencia previa y del nivel de aptitud de los participantes.
  • Simplificar la información complicada.

Como ANIMADOR, el técnico deberá:

  • Salir de su caparazón y dejar la inhibición en la puerta.
  • Sentirse cómodo hablando y dirigiéndose a un grupo de personas.
  • Tener una atención total en el grupo durante la sesión.
  • Saber transmitir emoción a la clase.
  • Permanecer fiel al programa presentado, pero añadir su toque personal con su creatividad.

Un buen instructor es una persona que dentro y fuera del ejercicio de su profesión está definida por unas cualidades únicas, aquellas que les permiten conectar con un amplio abanico de personas. También debe ser un profesional capaz de generar vínculos con sus alumnos y acompañarlos en su transformación hacia una vida saludable, vinculada siempre a los hábitos de salud y a la práctica del ejercicio físico. Descubre el contenido del curso de Técnico en actividades dirigidas con BodyPump que imparte ESHI en este artículo.

New call-to-action

Entradas recientes

Categorías

Abrir chat